Noticias

PARASITOS INTESTINALES

Parásitos Intestinales. Los Animales y el Hombre. ¿Cómo se contagian? ¿Cómo se controlan?

Son varios los parásitos que pueden alojarse en el intestino de perros y gatos que se eliminan a través de la materia fecal al medioambiente posibilitando así el contagio a otros animales y en algunos casos al hombre ( zoonosis).

Según datos obtenidos del Departamento de Sanidad y Protección animal del Gobierno de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, se estima que en la ciudad habita una mascota cada tres vecinos, con o sin dueño; se calcula que en la ciudad la población de perros y gatos es de un millón aproximadamente y que producen un volumen de “caca” que supera las 70 toneladas diarias!!, sí, más de 70.000 kg de materia fecal. Estudios realizados en esta ciudad dieron como resultado que hasta más del 50% de las muestras obtenidas de animales con dueño presentan al menos una especie de parásito y que  de los habitantes encuestados, la mayoría asocia la presencia de heces con suciedad y malos olores pero NO con el riesgo de transmisión de enfermedades. A estos números que parecen enormes, ahora agreguemos que de algunos parásitos, incluso transmisibles al hombre, una hembra puede poner por día de 100.000 a 200.000 huevos y que cada gramo de materia fecal podría ser vehículo de hasta 15.000 huevos.  No quedan dudas, entonces, que estamos frente a una situación sanitaria delicada, que nos pone en riesgo a todos.

Dentro de los parásitos aislados con mayor frecuencia cabe resaltar su importancia como zoonosis (transmisibles al hombre) al Toxocara sp, Ancylostoma sp, Toxoplasma sp, Giardia sp., entre otros.

 

¿Mi mascota está parasitada?

No siempre vamos a encontrar signos en nuestros animales que nos pongan en alerta, muchas veces éstos están ausentes a pesar de la presencia en su intestino de estos parásitos.

Dentro de los signos más frecuentes:

  • Diarreas leves hasta intensas incluso hemorrágicas
  • Vómitos ( en casos extremos hasta conteniendo de parásitos adultos)
  • Pérdida de peso
  • Debilidad
  • Anemia
  • Retraso en la ganancia de peso….

 

 

¿Cómo se contagian?

Estos parásitos están presentes en el intestino de los animales y son eliminados con las heces al medioambiente, lugar en que luego de unos días maduran a su forma infectante que suele ser muy resistente y en algunos casos pueden permanecer en este estadío durante meses incluso hasta 2 años o más, según el caso, si encuentran las condiciones ambientales favorables.

En los animales:

  • Transmisión de la madre a los cachorros a través de la placenta y la leche.
  • Por contacto directo con materia fecal e ingesta de huevos de parásitos presentes en ella
  • Ingesta de carnes crudas; algunos parásitos se enquistan en los músculos y/o vísceras del hospedador y entran en reposo hasta ser ingeridos por otro hospedador.

En el Hombre:

Tanto niños como adultos pueden ser blanco de estos parásitos, pero son los niños de corta edad los más vulnerables:

  • Por ingesta de huevos de parásitos a través de objetos contaminados que son llevados a la boca;
  • A través de la piel, parásitos que se encuentran en la arena húmeda (areneros), pastos y tierra, pueden ingresar al organismo a través de la piel.
  • Ingesta de carnes crudas o con un punto de cocción insuficiente
  • Ingesta de vegetales crudos contaminados mal lavados.

¿ Qué debemos hacer? ¿ Cómo los cuidamos y nos cuidamos?

Por todo lo expuesto queda claro que debemos destacar el rol de la TENENCIA RESPONSABLE, como uno de los principales pilares para el control de esta situación.

  • RECOLECTAR LOS DESECHOS DE SU MASCOTA EN AREAS PÚBLICAS.
  • Evitar que su mascota tome contacto con materia fecal de otros animales.
  • Realizar visitas periódicas con su Médico Veterinario
  • Realizar estudios Coproparasitológicos (de materia fecal)
  • Implementar desparasitaciones estratégicas según resultado de Análisis de materia fecal. Recuerde que no todos los parásitos son sensibles a las mismas drogas e incluso requieren diferentes protocolos según su ciclo de vida.
  • Desparasitar en forma periódica a su mascota según grado de exposición a ambientes contaminados, pudiéndose requerir hasta protocolos de desparasitación mensual.
  • Consultar con su médico Veterinario sobre protocolos para realizar desparasitaciones en hembras durante la gestación para evitar la transmisión a los cachorros a través de la placenta y la glándula mamaria.
  • Evitar el consumo de carnes crudas o con cocción deficiente.
  • Evitar el consumo de frutas y verduras mal lavadas.

 

 

Si en los últimos 6 meses no realizó un estudio coproparasitológico de la materia fecal de su mascota, recomendamos que lo realice siguiendo estas instrucciones:

 

Recolectar pequeñas muestras de materia fecal ( 1 cucharadita ), durante 5 días en un recipiente que contenga formol al 5%. No requiere refrigeración. Al concluir la recolección, lleve la muestra a su Veterinario.

MV Verónica L. Enrico. MN 9484

 

 

Top